jornadas historia de almeriaEste año se cumple el centenario del nacimiento en Abla del sacerdote e historiador José Ángel Tapia Garrido, un escritor insigne de varias obras sobre la Historia de Almería, que fue párroco de Berja entre 1958 y 1968. Para conmemorarlo y recordar su obra, el Instituto de Estudios Almerienses está realizando una serie de actos a lo largo de todo el año en colaboración con los ayuntamientos implicados. Ya han tenido lugar algunos ciclos de conferencias como el que se celebró durante el mes de mayo en Berja (organizado por el Centro Virgitano de Estudios Históricos, que ha sido el pionero de estas conmemoraciones) y el desarrollado en Almería hace unos días.

En este marco, en Berja, el pasado sábado se reunió un grupo de historiadores de la provincia de Almería para poner en común el estado actual de sus investigaciones. La jornada comenzó con las palabras de bienvenida de la concejal de cultura, María Luisa Cruz, tras la cual intervinieron los historiadores Julián Pablo Díaz, coordinador de las jornadas, y Antonio Campos, director del CVEH, quienes posteriormente fueron moderando las intervenciones. A lo largo de toda la mañana, en la Sala de Exposiciones de la plaza de San Pedro, se pusieron en común trabajos sobre el alzamiento morisco en la taha de Andarax durante la Guerra de Las Alpujarras, a cargo de Valeriano Sánchez, autor también del estudio de la familia García Martino de Berja; la obra del jesuita Pedro Murillo Velarde, por Carlos Villoria; el Concejo de Fondón en el siglo XVIII, estudiado por Joaquín Gaona; la historia de los gitanos almerienses, investigada por Manuel Martínez; los microcréditos en la economía almeriense en el siglo XIX, expuesto por Rosabel Bretones; o la situación de los comunistas en Almería al final de la Guerra Civil, trabajo realizado por Antonio Ramírez. Se completaron las aportaciones con un repaso a los homenajes que se han realizado anteriormente al Padre Tapia a cargo de José Ruiz, cerrándose la jornada con la intervención de Mª del Mar González, sobrina del Padre Tapia, quien agradeció a los presentes el homenaje a su tío.

La presencia de un numeroso grupo de virgitanos y las aportaciones de este nutrido grupo de investigadores ponen de manifiesto que el interés por la Historia de nuestros pueblos sigue vivo entre nuestros ciudadanos. Estas jornadas, organizadas por el Instituto de Estudios Almerienses bajo el título “La Historia de Almería y sus historiadores”, continuarán el próximo sábado en Abla con el nombramiento del Padre Tapia como Hijo Predilecto de la localidad y el descubrimiento de una placa que lo recuerde; y culminarán el próximo día 27 de diciembre en Vélez Blanco con una jornada de trabajo sobre la Historia de la comarca.